Coach Personal

Lo principal que debes saber, antes de decidir contratar este tipo de servicio, es que lo haces de forma CONSCIENTEMENTE VOLUNTARIA, sin ningún tipo de coacción por parte de familiar, amigo u otro y que lo haces con la firme convicción de COMPROMETERTE CONTIGO MISMO a llevar a cabo todas aquellas acciones que se deriven como consecuencia de las sesiones

COACH PERSONAL

 

¿Sientes INSATISFACIÓN en algún área de tu vida o en tu vida en general?, ¿sientes que tu POTENCIAL es mucho más elevado pero no logras sacarle el máximo RENDIMIENTO?, ¿te falta MOTIVACIÓN para cumplir con tus propios COMPROMISOS?, ¿estás convencido de que el ÉXITO de los demás viene de la mano de la buena o mala SUERTE?, ¿sueñas con poner en marcha GRANDES IDEAS y siempre te quedas a mitad de camino o ni tan siquiera empiezas?, ¿te da miedo EMPRENDER por si FRACASAS?

Lo principal que debes saber, antes de decidir contratar este tipo de servicio, es que lo haces de forma CONSCIENTEMENTE VOLUNTARIA, sin ningún tipo de coacción por parte de familiar, amigo u otro y que lo haces con la firme convicción de COMPROMETERTE CONTIGO MISMO a llevar a cabo todas aquellas acciones que se deriven como consecuencia de las sesiones. De igual modo, se hace necesario clarificar que un coach no va a hacer nada por ti, sino que serás tú en todo momento el protagonista de la creatividad, del esfuerzo, y por supuesto del resultado.

El coach principalmente va a escucharte activamente, sin juicio, con presencia, con amor, atento a cuáles son tus inquietudes, y va a acompañarte profunda e intensamente en este proceso de cambio y desarrollo personal que tú mismo has elegido. Ayudarte a: descubrir tu PROPÓSTIO en la vida, a descubrir tus puntos fuertes y débiles, permitiéndote desarrollar tu potencial personal. A fijar unas metas más acordes con tu verdadero sentir, a aumentar tus probabilidades de éxito, a ser más eficiente, a seguir el método más adecuado, aumentando la capacidad de utilizar tu tiempo y tus recursos, a reducir el estrés que te producen las actividades cotidianas, permitiéndote enfocar tu atención y energía en lo que realmente quieres conseguir, a mejorar tus habilidades interpersonales y comunicativas, así como, consecuencia de todo lo anterior, a disfrutar de la vida, porque el éxito en mayúsculas siempre viene de la mano de saber vivir una vida plena y feliz.

El acompañamiento se puede hacer para ser más eficiente, desarrollar alguna capacidad concreta, ya sea perder peso, dejar de fumar, alimentarse de forma consciente y saludable, hacer deporte, sacar mejores notas, mejorar las relaciones interpersonales, emprender un proyecto personal, manejar las emociones, etc. Y ahora es cuando surge la pregunta: ¿si quiero perder peso tendré que ir a un dietista?, ¿o es que mi Coach es experto en todo lo anterior y más?, la respuesta en este sentido es clara: da lo mismo lo que quieras emprender, porque los resultados siempre van a depender en un altísimo porcentaje de un solo factor: TÚ, y ese es precisamente el factor a trabajar para la consecución de cualquier objetivo.

Un proceso de coaching puede llevarse a término y con éxito, sin perjuicio de la asistencia y consulta de cualquier otro especialista. Un ejemplo de ello, suele ser la asistencia a un dietista, a un entrenador deportivo, o a la universidad. Todos ellos son procesos que emprendemos de la mano de especialistas en la materia y que podrían terminar con una sensación de frustración por bajo rendimiento o abandono, encontrando miles de excusas para justificarlo, normalmente centradas en aspectos negativos de nuestra personalidad (internos) que denotan una baja autoestima y bajo nivel de compromiso o en aspectos externos que denotan falta de responsabilidad. Todo esto termina por hastiar nuestra motivación a pesar de que dimos la mejor versión de nosotros mismos, pagamos porque eran expertos y entendíamos que eso nos “garantizaría” la obtención de grandes resultados. Pues bien, el fracaso (no fracaso) suele venir de la mano factores subjetivos, internos e individuales que son los que he de replantearme cuando siento que no termino de sacar de mi todo el PROVECHO que pudiera, por tanto es ahí donde quizás haya llegado el momento de OBSERVAR qué debe de cambiar en mí para poder alcanzar mis objetivos personales y es ahí donde entra en juego el papel fundamental del Coach Personal: acompañarte a descubrir qué es lo que realmente quieres hacer, para qué lo quieres hacer, potenciando las capacidades personales que ya posees y sirviéndote de guía en el cómo conseguirlo.

 

¿QUÉ DINÁMICAS SE VAN A SEGUIR EN LAS SESIONES DE COACHING PERSONAL?
  1. En una primera sesión de toma de contacto (gratuita) se pretende “conocerse” y hacer una puesta en común de los objetivos, exigencias, métodos, nivel de compromiso e idoneidad, con el fin de desistir o no en la relación coach-coachee y emprender o no el camino de crecimiento juntos. Así mismo se facilitará el medio de contacto más adecuado, el lugar y las futuras citas, entre otros.

En las siguientes sesiones se profundizará en el Qué Hacer, Para Qué Hacer y Cómo Hacer. Así mismo se indagará en las motivaciones reales que  le llevan a embarcarse en este proceso, a identificar y cambiar creencias limitantes, a trabajar fundamentalmente sobre los pilares de responsabilidad y compromiso, y ante todo a tomar decisiones y pasar a la acción.

En mi experiencia personal y profesional, he aprendido que para todo cambio profundo se hace esencial una toma de conciencia, un darse cuenta, de qué aspectos de nuestra vida necesitan ser revisados ya sea porque no nos gustan, nos generan emociones negativas, o porque simplemente queremos mejorarlos. Para ello os propondré la práctica de la Meditación Transpersonal y de la Atención Plena (Mindfulness) como herramientas fundamentales para el descondicionamiento, el reaprendizaje y consecuentemente EL CAMBIO.

En el proceso de coaching se trabajará con un solo OBJETIVO y serán pocas sesiones, normalmente no pasarán de 8 a 10 sesiones.

PERSEVERANCIA

“Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa” (Mahatma Gandhi).